Entrando el otoño y el invierno con más fuerza, los espacios interiores de la casa o departamento comienzan a cobrar mayor protagonismo, porque bajan las temperaturas y se hace natural buscar en nuestros hogares la calidez y el descanso. Además, en esta etapa del año, estamos más tiempo dentro de nuestras casas y si en verano el foco son las terrazas, ahora la atención se va a nuestros dormitorios.

Iluminación natural, colores claros, contraste con accesorios, muebles de estilo y distribución funcional serán clave a la hora de ambientar estos espacios. Mientras mejor ambientados y decorados estén estos ambientes más se disfrutarán los momentos que se pasen allí.

Por ello, quisimos recoger lo esencial de la tendencia internacional en esta materia y además le preguntamos a Magdalena Alessandri, decoradora de Inmobiliaria Lo Campino, que nos diera cuatro tendencias clave para este 2018.

1-Colores Claros e Iluminación Natural.  El color dominante según el pantone 2018 es el Ultra Violet, elegido por su representación histórica de la individualidad, ingenuidad y también pensamiento visionario, sin embargo, los expertos no recomiendan los tonos violeta en los dormitorios de pareja ya que, según dicen, incentiva la paz, pero también puede desanimar la actividad sexual, por eso lo ideal es poder jugar con los contrastes o combinaciones que le den vida. Magdalena por su parte aconseja: “Los tonos claros, beige, marfil o arena siguen predominando como base, para crear un refugio que transmita serenidad y relajación. En materia de cortinas, la tendencia es lucir una tela traslúcida para el día y tonos claros, con black out para la noche, como presentamos en nuestros pilotos”.

2- Accesorios. Se pueden incorporar accesorios coloridos para contrastar, combinando respaldos, cojines y pieceras con diseño; y sumar papeles murales o revestimientos en la pared principal. Si tienes dudas con el colorido, te dejamos la paleta de los tonos que han sido “colores del año” para que te inspires dándoles un aire actual. “Los espejos y poltronas también darán carácter al dormitorio y la cuota de comodidad práctica que es tan necesaria”, agrega Magdalena Alessandri.

3-Muebles de estilo. “Una tendencia es usar elementos vintage, como mesitas antiguas que pueden montarse como veladores, e incluso, no necesariamente que deban ser iguales a ambos lados. Se pueden sumar cómodas en tonos envejecidos, en contraste con la moderna distribución del espacio, además de asientos de cuero”, señala la decoradora.

4-Distribución. “Algo que se está viendo en los diseños de nuevos departamentos y casas es la ubicación del walk in closet como un espacio de acceso al baño principal en suite, a modo de pasillo amplio, para que la puerta del baño no de directamente al dormitorio”, nos comenta Magdalena y destacamos que lo ideal es contar con buena iluminación y organizar el clóset con un lado para ti y otro para él, con divisiones cómodas que permitan tener la ropa y los zapatos en forma holgada y ordenada, para no hacer de este espacio de transición, una carrera de obstáculos de entrada o salida al baño.

Ahora bien, no olvides que la decoración del dormitorio no se define solamente por el color de las paredes, los muebles o la ropa de cama, hay otros complementos que pueden ser decisivos, como es el caso de las lámparas, por ejemplo, o también de las alfombras, los cuadros o los objetos decorativos, que pueden unir los colores y generar calidez o dar un toque especial. Además,en el caso de las alfombras, son un elemento muy acogedor para estos espacios, sobre todo en el momento de levantarnos cuando andamos descalzos.