A pesar de las cifras negativas y de la desconfianza que generaron algunas medidas en materias económicas el 2017, este año parece tener mejor pronóstico en el ambiente y también para la proyección de crecimiento del país (superando un 3%), sobre todo para el primer trimestre que cuenta con la estimación más alta desde el 2013.  Algunos dicen que se debe al llamado “efecto Piñera”, otros se lo atribuyen a la Minería y a la Construcción.

Sea cual sea el motivo, que la economía se reactive es una buena señal, pero no implica que debamos descuidar nuestros gastos, por el contrario, si ya venías ahorrando, es un buen momento para hacer crecer tus finanzas personales. ¿Cómo lograrlo? En Stampa Magazine seleccionamos los mejores consejos de expertos para crear un plan de acción y te los damos a continuación.

Según señala el economista experto en finanzas Carl Richards en el New York Times, lo que debemos conseguir es incrementar nuestra riqueza aún cuando nuestro nivel de ingresos no aumente directamente, y para eso da algunos consejos. Pero calma, antes de que devores la bibliografía que da en su artículo, queremos darte 5 pasos previos y en palabras sencillas que BBVA recomienda para que todas podamos ordenarnos y aprovechar una buena racha.

1-Calcula tu patrimonio. Es fundamental saber a cuánto ascienden nuestros activos (desde una cuenta de ahorros, hasta un bien inmueble o posibles inversiones) menos las deudas que tengamos comprometidas. Así, sabremos con cuánto contamos realmente a nuestro favor.

2- Determinar nuestros ingresos y gastos.  Elaborar una tabla con el cash flow (o liquidez) disponible es necesario, simplemente es saber el presupuesto de ingresos y gastos que tenemos mes a mes, lo que para muchas es complicado ya que no llevamos, necesariamente, un registro de todo lo que gastamos en caprichos y extras que se generan. Una vez determinado esto, debemos conseguir que el flujo sea positivo para incrementar el patrimonio que habíamos calculado.

3- Ahora sí, genera un plan de acción. Con los cálculos claros, puedes definir tu estrategia, para eso hay muchas técnicas pero la manera más fácil es determinar porcentajes de tu sueldo para cada fin, por ejemplo, destinar a gastos el 70% del sueldo y el resto dividirlo, pero el consejo por excelencia es que el ítem ahorro se mantenga en un 10% siempre.

4-Ten una meta. Según los consejos de BBVA, programar y ahorrar sin una meta financiera termina siendo contraproducente y tedioso, por eso, determina un objetivo a alcanzar con tu plan. ¿Quieres un auto nuevo, una casa o saldar una deuda?

5-Por último, ¡haz crecer tu riqueza! Invierte, mueve tu dinero, considera las herramientas de Fondos Mutuos, o la que más te acomode, que están al alcance con el monto que prefieras para hacer que tu dinero no se quede estancado y lo puedas rentabilizar según tu objetivo a mediano y largo plazo. Eso si, para esto tienes que informarte con entidades serias y aprender, lo último que queremos es que nuestros esfuerzos se diluyan en charlatanerías.