El proceso de la maternidad, luego de un parto normal o cesárea, es una experiencia muy importante y marcadora en la vida de las mujeres. Se producen muchos cambios hormonales, físicos y emocionales, por lo que es cierto afirmar que todo cambia.

El hecho de ser madre, nos hace poner toda nuestra atención y cuidados al niño a nuestro cargo y, siendo honestas, la sexualidad, es lo último que tenemos en nuestras mentes en esos momentos en que no estamos cómodas, corporalmente hablando, estamos con molestias, con las mamas adoloridas, cansadas, etc.

Sin embargo, a medida que pasa el tiempo y la etapa de cuarentena se acerca a su fin, nos vamos preocupando de cómo será volver a retomar la vida sexual y son muchos los temores que pasan por nuestra cabeza: ¿Me dolerá? ¿Iré a sangrar? ¿Qué pasará con la cicatriz de la episiotomía (corte en el periné femenino para facilitar la expulsión del hijo)?

Para resolver éstas y otras dudas conversamos con Odette Freundlich, kinesióloga sexual y directora del centro Mi Intimidad.

-¿ Cuál es el tiempo estimado después del parto para que una mujer vuelva a activar su vida sexual? 
Se debe respetar la cuarentena. Por lo tanto, nunca antes de un mes y medio después del parto.
– ¿Qué puede hacer la mujer para perder el miedo post parto? 
Realizar un tratamiento kinesico especializado después del parto para ir reacomodando el cuerpo frente a los cambios que se han producido, además de una preparación para reiniciar la vida sexual.
– ¿Cuánto se demoran las hormonas en volver a estar en orden? 
Depende directamente del tiempo en que se termine el amamantamiento.
– ¿Cómo cuidar la episiotomía post parto para que no sea un impedimento sexual?
Es importante realizar un tratamiento kinesiológico especializado que consiste en la aplicación de ultrasonido, masaje miofascial (técnica para mejorar la movilidad de los tejidos corporales) en el área de la episiotomía, para conservar la elasticidad de la zona. Además debemos evitar el exceso de roce, el levantar pesos y realizar ejercicios físicos en las primeras semanas después del parto.

Algunos tips:

  • Usar lubricante vaginal
  • Buscar posiciones que te acomoden
  • Tener encuentros después de amamantar
  • Darse tiempo para el juego previo
  • Poner atención si tienes dolor
  • Consultar ante cualquier sangrado
  • Si estas con mucho temor, falta de deseo o dolor, después de un tiempo prudente ( 6 meses), por favor consultar.