La depilación es parte fundamental de la rutina de la mayoría de las mujeres. Y cuando se hace indispensable para disfrutar de cualquier actividad que implique exposición, desde la piscina del gym, hasta unas vacaciones inesperadas para escapar del frío.

En el mercado hay múltiples alternativas disponibles para realizar este procedimiento, desde cera (caliente o fría), bandas y rasuradora manual o eléctrica, hasta el famoso láser, entre muchas otras.

Para lograr el mejor resultado y evitar la irritación de la piel, sigue los consejos de Oriana Hernández, category manager de Belleza de Preunic:

La alternativa más adecuada

Si tu piel tiende a irritarse con mayor facilidad lo mejor son las cremas o bandas frías, si más bien tienes tendencias a las alergias, que aparecen con ciertos químicos, las rasuradoras manuales o eléctricas son las que te convienen.

Prepara la piel

Para depilar es fundamental que la piel esté limpia y seca, sin cremas ni aceites que impidan el proceso. Algunos expertos recomiendan incluso exfoliar la piel, pero nunca el mismo día, lo ideal sería unos días antes para que la piel no esté sensible en el momento de la depilación.

Exposición al sol

Para protegerse de cualquier daño solar es importante no exponerse a los rayos UVA/UVB antes de 48 horas post depilación. ¡Evita el solarium!

Frecuencia

No es recomendable depilarse diariamente, porque puede provocar flacidez en la piel. Lo mejor es esperar unos 15 días aproximadamente, pues todo dependerá del producto que escojas, ya que algunos retrasan más el crecimiento del vello que otros.

Para terminar

La hidratación es básica para la regeneración celular. Después de cada sesión es muy importante aplicar una crema libre de alcohol y que descongestione la piel.

Algunas opciones que te podemos recomendar son las bandas depilatorias, barras depilatorias, cremas depilatorias normales y/o para la ducha, rasuradoras, entre otras, además de marcas como Millefiori, Veet, Schick, Gillette, Devellol y más.